Gestalt aplicada al trabajo con grupos

27-centro-abierto-post-Gestalt-con-grupos-2

Aunque Perls en sus inicios realizaba terapia individual, con los años fue abandonando este formato para centrarse casi en exclusividad en el encuadre grupal. En su opinión, el grupo ofrece unas ventajas y posibilidades que no brinda la terapia individual: como por ejemplo, contar con muchas más personas con las que poder interactuar en el aquí y ahora y actuar diferentes roles o escenas que ayuden a poner conciencia de lo que ocurre en la interacción (cómo me estoy relacionando, cómo estoy comunicando mi necesidad, de qué cosas no me estoy dando cuenta a la hora de relacionarme en grupo, etc.).

No es lo mismo hablar acerca del conflicto que tuve con mi compañero de trabajo la semana pasada, que poder enfocar lo que ocurre justo en el momento en que se produce un desencuentro con otra persona del grupo, por ejemplo. El trabajo grupal permite no sólo experimentar en ese instante lo que se está produciendo, sino también poder contar con otros miembros que están observando y participando, recogiendo así otras posibles perspectivas. El formato en grupo, en definitiva, permite poder trabajar con la experiencia tal y como ocurre en el momento, al tiempo que facilita el diálogo y la confrontación entre las diferentes maneras de ver un problema. Sin duda alguna, esto fomenta de una manera más rápida y directa la toma de conciencia de nuestra forma de comportarnos.

En el trabajo grupal todas las voces son importantes y todos pueden aportar algo de gran valor, por lo que la responsabilidad es ahora compartida y el rol del terapeuta no se rige únicamente por un “principio de autoridad” (“es el que tiene el conocimiento y el que sabe”). Sobre todo porque el resto de integrantes del grupo pueden hacer de “espejo” ante los “puntos ciegos” de otros miembros o hacer de resonante emocional en determinadas situaciones. El grupo, a través de lo que siente como conjunto puede poner palabras y conciencia a lo que le pasa a una persona en un momento dado o expresar aquello que otro es incapaz de hacer, bien porque no pueda o, simplemente, porque no tenga conciencia en ese momento.

Como decía el propio Perls, el grupo es mucho más contundente a la hora de enfocar las resistencias de una persona: si diez personas están viendo lo mismo y le devuelven a otra cómo se está comportando, esto tiene un mayor efecto que el hecho de que sea sólo el terapeuta, en un contexto individual, el que haga un determinado señalamiento.

A Perls lo que más le gustaba hacer era terapia en grupo, es decir, trabajar con una persona concreta algún asunto de su interés o algún conflicto en un momento determinado. El resto de miembros del grupo, en este caso, tenían una función de “coro griego”, por decirlo de alguna manera, que representan otras voces y formas de ver lo que ocurre. Es decir, uno trabaja una escena y el resto del grupo se ofrece como marco y como recurso para trabajar lo que un compañero desea. El grupo apoya representando papeles, haciendo devoluciones, compartiendo cómo se han sentido, etc.

No obstante, con los años la forma de trabajar en contextos grupales se ha ido ampliando y modificando, dependiendo mucho del tipo de grupo, del asunto a tratar y, por supuesto, del estilo del facilitador. Otros, en lugar de trabajar individualmente en grupo, trabajan con el grupo en su totalidad (proponiendo trabajos conjuntos como dinámicas de liderazgo, fantasías guiadas, representación de escenas, etc.). Otros facilitadores, en cambio, trabajan más haciendo subgrupos (parejas, triadas, etc.) dirigidos a indagar temas concretos, como asuntos inconclusos o problemas de comunicación, etc.

En la actualidad se tiende a trabajar mezclando los diferentes niveles, dependiendo de la tarea y de lo que el propio grupo vaya necesitando: el trabajo individual en grupo, el trabajo en subgrupo y la lectura del grupo como un todo, pues en el fondo estos niveles son inseparables en la práctica.

El próximo 16 de enero comenzamos en Centro Abierto los Grupos de crecimiento personal de base gestáltica. Podéis ampliar la información haciendo clic aquí.

Podéis ver una sesión en vivo con Fritz Perls haciendo clic aquí.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s